Abierto a otras religiones

Hamburgo, a los alumnos de diferentes confesiones la ensenanza se les imparte en la misma clase, en “clases de religion para todos”
Hamburgo, a los alumnos de diferentes confesiones la ensenanza se les imparte en la misma clase, en “clases de religion para todos” dpa/Frank Rumpenhorst
En Alemania conviven personas de diversas comunidades religiosas, muchas no profesan ninguna confesión.

En Alemania existe libertad de opinión y de cultos. Es uno de los derechos fundamentales y humanos centrales. En la Constitución, la libertad de cultos está protegida en el artículo 4. “La libertad de creencia y de conciencia y la libertad de confesión religiosa e ideológica son inviolables. Se garantiza el libre ejercicio del culto”. Nadie puede ser discriminado en Alemania por su confesión religiosa. No existe una “Iglesia estatal”, la política y la religión están separadas, la religión es asunto privado. En Alemania vive gente de diversas ­confesiones religiosas respetándose mutuamente. La inmigración diversifica la ­vida religiosa. Unos 47 millones de personas profesan en Alemania una confesión cristiana, de las cuales aproximadamente 24 millones son católicos y 23 millones, protestantes. Un tercio de la población no profesa ninguna confesión religiosa. En los nuevos estados federados, es decir, en lo que era antiguamente la RDA, la mayoría de los habitantes carece de confesión religiosa. Entre las grandes comunidades religiosas se cuentan también cuatro a cinco millones de musulmanes, 200.000 judíos, personas de fe ortodoxa y creyentes de Iglesias libres. Qué religión se profesa no tiene mayor importancia en la vida cotidiana. Las escuelas públicas deben ofrecer clases de religión. En algunos estados federados hay también instrucción religiosa islámica.

Related content