Skip to main content
Educación & conocimientos

País del conocimiento

Alemania tiene una sólida posición como país del conocimiento. La investigación científica es hoy más internacional que nunca.
Studienabschluss
Matthias Jung/laif

Alemania es un país líder en investigación y formación universitaria a nivel mundial. Lo demuestra su tercera posición entre los países con mayor número de Premios Nobel científicos: en total, más de 80. En el mundo globalizado, donde el conocimiento es la principal “materia prima”, Alemania tiene una sólida posición en la competencia por los mejores cerebros, gracias a su amplia tradición en investigación y desarrollo. Como país del conocimiento, cuenta con tres grandes actores: una vasta red de alrededor de 400 centros de educación superior, una fuerte investigación industrial y cuatro instituciones de investigación extrauniversitaria de prestigio internacional (Fraunhofer-Gesellschaft, Asociación Helmholtz, Sociedad Leibniz y Sociedad Max Planck).Alemania forma parte del reducido grupo de países que invierten aproximadamente un tres por ciento de su PIB en investigación y desarrollo, planeándose, incluso, aumentar esas inversiones a por lo menos un 3,5 por ciento hasta 2025.

Patentes de países de la UE relevantes para los mercados 
mundiales 2016

por millón de habitantes, Origen: BMBF

Exitosa Estrategia de Excelencia

Desde los ámbitos oficiales y universitarios se han llevado a cabo numerosas  re­formas para potenciar e internacionalizar las capacidades científicas. Exitosas medidas fueron, por ejemplo, la Iniciativa de Excelencia y la siguiente Estrategia de Excelencia. En el marco de esta última se apoya a diez excepcionales universidades de excelencia, una asociación de excelencia y 57 clústers de excelencia, fortaleciéndose así la investigación universitaria de punta. La Estrategia Hightech 2025 hace posibles innovaciones tecnológicas en áreas centrales de la sociedad, tales como la protección del clima, la movilidad y la salud, fortaleciéndose así simultáneamente la posición de Alemania en la competencia internacional. También la Estrategia de Internacionalización da decisivos impulsos a Alemania como actora en la sociedad global del conocimiento. Clave en ese contexto es la interconexión mundial en redes.

Como líder europeo en investigación, en 2014 Alemania fue el primer país miembro de la UE en presentar una estrategia para continuar con el desarrollo del Espacio Europeo de Investigación (EEI). Dinamismo aporta también el Pacto para la Investigación y la Innovación: universidades y organizaciones científicas se obligan a alcanzar determinados objetivos de investigación y reciben para ello fondos complementarios. Además, con el Pacto Universitario 2020 y luego el Acuerdo pro Futuro, el Gobierno alemán reaccionó al creciente número de estudiantes en el país y sentó una importante base para el aseguramiento de calidad de los estudios universitarios.

La orientación internacional tiene carácter prioritario. En el marco del Proceso de Bolonia, numerosas carreras fueron adaptadas al sistema de títulos de grado y máster. Muchas carreras pueden ser cursadas en una lengua diferente al alemán. A diferencia de lo que sucede en muchos otros países, en Alemania no se cobran tasas de matrícula para estudiar en las universidades públicas. Alemania se cuenta entre los cinco destinos preferidos por los estudiantes de otros países para realizar estudios en el extranjero. También el número de docentes de otros países en las universidades alemanas ha aumentado continuamente en los últimos años y es actualmente de aproximadamente un 12 por ciento. Muchas universidades alemanas compiten en el mercado internacional de la educación superior con ofertas de estudios y la creación de universidades en el exterior según el modelo alemán. Además, numerosos jóvenes alemanes realizan estudios universitarios en el exterior: en 2017, por cada mil estudiantes universitarios en Alemania había 55 estudiantes alemanes en el exterior.

Gasto en I+D en millones €

Origen: Destatis

Redes internacionales

Comparándolo con los de otros países, el sistema educativo alemán responde relativamente bien a las necesidades del mercado laboral. En Alemania, el 87 por ciento de los adultos ha aprobado el bachillerato (Abitur) o tiene un título de formación profesional. La media de la OCDE es del 86 por ciento.

La interconexión en red con socios de otros países desempeña un importante papel para las universidades alemanas, que en los últimos años ampliaron considerablemente sus cooperaciones en todo el mundo. El Gobierno alemán las apoya en ello a través del Ministerio de Relaciones Exteriores y el Servicio Alemán de Intercambio Académico (DAAD). En el marco de la Iniciativa de Comercio Exterior del Ministerio de Relaciones Exteriores fueron creados desde 2009 cinco centros de excelencia, en Chile, Colombia, Rusia y Tailandia. Varias universidades e instituciones de Alemania y de países asociados trabajan allí conjuntamente.